“Descansa en Paz”

Sentimos tener que actualizar nuestro blog con una terrible noticia como esta. El fallecimiento de Javier.
Descansa en PAZ.

«Siempre he considerado a Valladolid una ciudad con posibilidades exitosas para todos los negocios», explicaba Javier Fernández Cilleruelo en una entrevista con El Norte en el año 2002. Y lo demostró no solo con su empresa, Almacenes Javier, sino también con su participación activa en la vida comercial y empresarial de Valladolid. El dueño de una firma con base en el comercio al por mayor, pero escaparate en la ciudad por sus tiendas de regalos, falleció ayer todo parece indicar que de un infarto en un aeropuerto de Londres, donde se encontraba haciendo escala a su regreso de un viaje de negocios a China. De su peso en la sociedad vallisoletana da cuenta su participación como miembro fundador de Avadeco, «una de las cuatro personas que estuvo ahí desde el primer momento, a finales de 1977 y principios de 1978», recordaba ayer Luis del Hoyo, quien explicó que la asociación de comerciantes recibió a mediodía la noticia como un mazazo, con un enorme pesar.

Fernández Cilleruelo mantuvo además una fuerte vinculación con la Cámara de Comercio, de la que fue vicepresidente cuando Vicente Garrido Capa encabezaba la entidad. En su cargo como vicepresidente de la institución cameral, Fernández Cilleruelo fue muy crítico con el calendario del soterramiento y ya en el año 2005 alertaba de los seguros retrasos que se producirían a la hora de enterrar las vías si la operación se desvinculaba de la llegada de la alta velocidad. Al término del mandato de Garrido Capa, su nombre estuvo en las quinielas para presidir la Cámara de Comercio, pero finalmente se retiró de una carrera que ganó José Rolando Álvarez (en 2006).

Premio de la Escuela Universitaria de Empresariales a su trayectoria, su nombre estará siempre vinculado al deporte vallisoletano, pues fue uno de los fundadores y directivos del Fórum, con Gonzalo Gonzalo como presidente.

«Almacenes Javier S. A. (ya en su tercera generación)se constituyó como sociedad mercantil en 1947», recoge la página web de la empresa, donde se recuerda que su objeto social es la venta al por mayor de bisutería, regalos y juguetes, además de suvenires. «En los últimos años, Javier S. A. ha querido apostar por el diseño propio». Para ello, creó un departamento creativo. Yapostó por el catálogo digital «para el ahorro de papel y el compromiso con el medio ambiente». La empresa es pionera en la importación y distribución de artículos de regalo. En el año 2004 cerró su principal tienda en Valladolid, la que tenía en la Plaza Mayor, después de vender todo el inmueble. Los propietarios compraron ese edificio (reconstruido en 1971)hace sesenta años, cuando empezó a funcionar la emblemática tienda. Después adaptó varios de sus locales en los barrios con vertientes outlet del negocio y su principal mostrador sigue abierto en la calle Teresa Gil, donde decenas de personas se acercaron ayer al conocer la muerte de una de las personas que, aseguran desde Avadeco, contribuyó a modernizar el comercio en Valladolid, con una clara visión del negocio al por mayor y la importación.

Javier SA

Con más de 70 años de trayectoria, nuestra empresa es una de las pioneras en la importación y distribución de artículos de regalo, siendo la tercera generación de la familia la que participa activamente en la continuidad de la misma.